Tiendas de la provincia Oriental

De compras en Dammam

Tiendas de la provincia Oriental

Guardar en mis favoritos Guardado en mis favoritos

Para ir de compras en la provincia Oriental de Arabia Saudí se suele optar principalmente por Dammam y Al Khobar, las ciudades costeras ricas en petróleo, pero también hay pequeños tesoros escondidos en el interior, en el histórico oasis de Al Ahsa.

De compras en la provincia Oriental de Arabia Saudí

El lugar más fascinante para ir de compras en Dammam es el mercado Share-Al Hob, una serie de callejuelas y plazas con fuentes que toma su nombre de las tiendas de oro y joyerías que bordean sus calles exteriores. El mercado cobra vida por la noche, cuando el aire huele al aroma de las especias y perfumes, y se vende de todo, desde alfombras tradicionales hasta piezas de cerámica, obras arte y espadas ceremoniales. Hay cantantes y artistas que pintan allí mismo, y los habitantes de la ciudad se acercan a comer falafel y luqaimat al vapor, unas bolitas fritas rellenas de sirope de dátil y semillas de sésamo. El zoco de Dammam, también llamado el mercado de las mujeres, es otro lugar excelente para ir de compras. En este espacio de 17.500 m² se vende joyería, artesanía y ropa, y también hay puestos tradicionales que generalmente están a cargo de mujeres. 

Dammam y Al Khobar, su cosmopolita vecina costera, albergan modernos centros comerciales. En el centro comercial Al Othaim, que parece un barco y está repleto de altas palmeras, encontrará marcas internacionales como H&M, Mango y Next, así como un parque de atracciones para niños y una amplia zona de comidas. Desde la zona de restauración del Marina Mall, un complejo circular de cristal, se contemplan el paseo marítimo de Dammam y el mar. El Rashid Mall, en Al Khobar, está construido en torno a una sorprendente instalación con agua y albera marcas de moda internacionales como Adidas y la marca holandesa Scotch & Soda. 

En la fábrica de cerámica artesanal Dougha

En el interior también hay tiendas interesantes, especialmente en Al Ahsa, el oasis Patrimonio de la Humanidad. En la fábrica de cerámica artesanal Dougha no solo aprenderá sobre el milenario oficio de moldear el barro, descrito en el Corán como la sustancia de la que están hechos los humanos. También podrá ver cómo los alfareros dan forma al barro al estilo tradicional y comprar de todo, desde ollas mandi hasta quemadores de incienso mabkhara.

El zoco Al Qaisariya

El zoco Al Qaisariya, también en Al Ahsa, en un mercado centenario de 7.000 m2 que consta de edificios de ladrillo y estrechos callejones que recuerdan a una fortaleza. En los más de 400 puestos con persianas de madera podrá encontrar desde preciosas teteras y arcones hasta cuentas de oración, abayas, velos yashmak, incienso y cuchillos recién forjados en la calle de los herreros.

Entre los bocados más populares se incluyen paquetes al vacío de camarones y pescado seco, que se suelen tomar con una salsa picante, y que son uno de los platos regionales que más se piden en la cafetería Al Said, en el extremo norte del mercado. Aunque se cree que el zoco se construyó en 1822, algunos historiadores afirman que tiene 600 años de antigüedad. En cualquier caso, es un pedacito de historia viva en el que puede comprar algo para llevárselo a casa de recuerdo. 

Descubra otros destinos